no es un gato cualquiera

  Entré en la habitación y la vi flotando, sola, en el centro, diluyéndose poco a poco, una sonrisa grande, amplia, llena de blancos dientes. Una sonrisa que me hizo sonreír.Una sonrisa que segundos después había desaparecido. Una sonrisa que ya no pude borrar de mi cabeza, de mi tripa, de mi pecho, de mis... Leer más →

Blog de WordPress.com.

Subir ↑